Por Alfonso Hernandez

En la finca donde murió un ejemplar por la enfermedad, un nuevo caso de rabia paralítica bovina pone en alerta a las autoridades del Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA), quienes ponen mucha atención al avance de dichas incidencias, en especial porque este es el cuarto caso positivo en los últimos meses.

Con miras al caso recién descubierto, en que la res falleció, las autoridades de Senasa ordenaron que se vacunara un total de 65 cabezas de ganado pertenecientes a la misma finca donde se halló el caso de la enfermedad.

De acuerdo con Senasa, es común que se den algunos brotes por el ciclo selvático de la enfermedad, razón de más para que la entidad llame a la prevención a los propietarios de los animales, con miras a que efectúen la vacunación respectiva.

La rabia es un virus que anualmente acaba con la vida de 60 mil personas, y en el caso de Costa Rica solo se registró un hecho en 2018.

Mas información en: http://www.laprensalibre.cr/Noticias/detalle/153418/vacunan-65-reses-en-prevencion-de-rabia